Google+ Followers

viernes, 13 de abril de 2012

crítica: INTRUDERS (cine comercial...o no?)

Juan Carlos Fresnadillo vuelve a sentarse en la silla de director, lo cual ya es una buena noticia.
 El chicharrero dirige un cinta de género, una peli de miedo. Tras su ópera prima intacto  y 28 semanas después (un maravilloso encargo de  Danny Boyle) se enfrenta a su obra más personal.
 He visto este film en dos ocasiones, una en el cine y tres meses después en mi taxi. La primera vez que la ví me dejó un sabor agridulce. No me pareció completamente redonda me fallaba algo, el personaje de Daniel Bruhl (el sacerdote) no está, a mi modo de ver, bien resuelto. Quizá un exceso de tijera en el montaje final lo dejó un poco descolgado.
 Luego de verla por segunda vez esta es mi opinión.
Sigue dejándome un sabor agridulce, pero menos, olvidando al sacerdote, las interpretaciones de Clive Owen, de la niña Ella Purnell, de Pilar López de Ayala y del propio Daniel Bruhl son PERFECTAS. Pero no así la de la holandesa e irreconocible Carice van Houten (el libro negro, valkiria) que interpreta a la esposa de Owen, pero no destaca en absoluto y es la segunda pata que hace cojear (mínimamente) esta mesa.
Por lo demás me parece una gran película que explora los miedos infantiles de un niño que logró encerrarlos hasta que su propia hija los desató inconscientemente. Me encanta el montaje paralelo en cronología doble, te hace pensar mucho e intentar unir las piezas del puzzle. La música es muy buena, una partitura que podría escucharse perfectamente en solitario al margen de la película.
 La historia es también muy envolvente y nos hace retrotraernos a una época en que una puerta entre abierta en una habitación podía suponer una noche sin dormir.
  Pienso (igual me equivoco) que mi amigo Fresnadillo no quería una horror movie estrictamente comercial, sino una película de género no complaciente, que en algunos momentos te incomoda pero que te obliga a hacer cábalas para seber quien es el malo...y sabes el malo al final es...VE LA PELÍCULA (es una órden).
 9 sobre 10 proud 2 b canarian.