Google+ Followers

miércoles, 19 de septiembre de 2012

La crítica: TOTAL RECALL.



   En 1990 Paul Verhoeven fue elegido por la extinta Carolco para dirigir Desafío total. Adaptación para el cine de un cuento de Phillip k. Dick. "Podemos recordarlo por usted al por mayor". Fue un vehículo a la medida de Arnold Schwarzenegger  que era un valor en alza por entonces. La película fue un éxito rotundo y sirvió como lanzamiento para la carrera de Sharon Stone.
En 2012, 22 años después Len Wiseman (die hard 4) se atreve a a rehacerla. Y se basa más en la película anterior que en el libro original.


 Yo, particularmente estoy en contra de los remakes, me parece que cuando escasean las ideas tiran de lo viejo, pero se podrían hacer tan buenas películas originales que odio pensar que desperdician el dinero estropeando la memoria de buenas películas.
La nueva versión de Desafío total ha sido destrozada por la crítica, yo como siempre voy contracorriente, a mí me ha gustado mucho, me parece muy digna y voy a explicaros el por qué.
 Colin Farrell es ahora Douglas Quaid. Este actor tiene más carisma mundo interior y buen hacer como actor de oficio en un solo átomo de su cuerpo  que Arnold en todo su anabolizado cuerpo.
Luego tenemos a Kate Beckinsale esposa del director en la vida real y que ejerce el mismo papel en el nuevo film.
Jessica Biel es ahora la rebelde que ayuda a Quaid pues Rachel Ticotin no era mala actriz pero Biel es mucho más sexy.
Quizá donde más cojea la película sea en el papel del perseguidor, ya que nadie hace de malo como lo hace Michael Ironside.
Luego hay secundarios dignos de mención como John Cho (Harold y Kumar), que interpreta al operario de Recall. El nombre de su personaje es Mclane, en claro guiño a la anterior película del director de esta.
 La historia es la misma, pero el guión ahora es del también director Kurt Wimmer (Ultravioleta) lo que garantiza acción y tecnología a partes iguales.
 Quaid ya no sueña con ir a marte, sino con encontrarse con una mujer y salvar al mundo de su decadencia. El planeta ahora está dividido en dos continentes unidos por un único medio de transporte llamado "The fall", que es una especie de ascensor que atraviesa el nucleo de la tierra.
 La película funciona, tiene acción efectos espectaculares, un guión divertido...pero desequilibrado. Aquí es donde falla también el film de Wiseman. El papel del líder de los rebeldes interpretado por Bill Nighy a quedado reducido a la mínima expresión.
 Aún así tenemos una buena pop corn movie que hace honor a su predecesora mejorándola en casi todos sus aspectos (digo casi porque la música original de Silvestri es inmejorable) y que no se limita a copiar sino a homenajear sus escenas más irónicas (incluido el cameo de la señora obesa que se le abría la cabeza en la primera o la prostituta de tres pechos).



Los puristas me ven a matar 9 sobre 10.