Google+ Followers

jueves, 5 de diciembre de 2013

Querido Paul

     Querido Paul, si tuviera tu máquina de Timeline te sacaría del Porsche un minuto antes de que te subieras, pero como no dispongo de ella, te diré que mi primer recuerdo tuyo fue en The Skulls, donde ni siquiera eras el bueno de la peli, y estabas fantástico igualmente.
 No te olvido, tengo tus películas, no solo eras el guapito de la gran pantalla, eras el niño que se hizo hombre ante nuestros ojos, siempre creíble y veraz en tus interpretaciones.
 No te has ido, siempre que quiera verte, estarás ahí, en la pantalla.
Paul, somos infinitos.