Google+ Followers

sábado, 23 de agosto de 2014

La crítica: LOS MERCENARIOS 3

Sallone, Arnie y los demás han vuelto, y esto es un terrible error.
La segunda parte, para mí la mejor de la saga, tenía un guión que daba a cada personaje su momento de gloria, al estilo de Los Vengadores. Dirigía Simon West, que es un as en mantener unido y equilibrado un reparto coral como este o el de Con Air. Esta la dirige un tal Patrick Hughes, que queda relegado a mero operario de cámara al servicio de este vehículo para el lucimiento de Mr. Stallone.
 Kelsey Grammer se ha unido al club, y sin duda es lo mejor. Le da a cada escena en la que participa una veracidad de la que carecen los demás miembros del reparto.
 Ni Gibson ni Ford, ni Snipes. Es una puta mierda de película. Lo único salvable es como siempre, los chistes autoparódicas de sus propias películas de acción, y sobre todo las bromas que mezclan la vida real de los actores con sus propios personajes.
 Mención especial voy a hace del papel de Antonio Banderas, que está super divertido, mendigando un trabajo de lo que sea, con tal de brillar de nuevo como antaño.
 Lo peor sin duda, es el guión, irregular, sin ninguna motivación para que la pandilla actúe y la irregularidad de los escenas en que cada uno debería brillar.
 Jet Li, por ejemplo, se limita a poner la mano, coger el dinero y dejar que una chica haga su trabajo, pues entonces ¿para qué quieres a Jet Li? absurdo, y a sí hay varias situaciones mas como la Jason Statham, que queda relagado a interpretar a la esposa de Mr. Stallone.
 No está Bruce Willis, que pidió demasiado y fue sustituido por el personaje de Kelsey Grammer, sin duda hemos ganado con el cambio.
3 sobre 10, y porque me siento generoso.